fbpx
Connect with us

Opinión

Con copia para… VII

Por: Alan Onofre

Publicado

on

Que nadie se distraiga

Nos acercamos cada vez más al cierre de este difícil año y junto con él, también al plazo fatal para que los 40 legisladores del Congreso del Estado de Michoacán, aprueben el presupuesto para el siguiente año. Lamentablemente suele suceder que los ciudadanos estamos muy atareados con las fiestas decembrinas, pero este año no es ni para celebraciones ni para distracciones, estamos frente a una severa crisis económica, de salud y a mitad del proceso electoral.


El presupuesto 2021 debe tener en claro la falta de empleos en el Estado, la inseguridad, el enorme reto para generar un crecimiento económico en los sectores empresariales más golpeados, el cada día más doloroso incremento en la violencia contra las mujeres e incluso la corrupción. Todos estos temas solamente como una base, pero podríamos seguir con una larga lista, de la que, ¿los
legisladores tendrán conocimiento?


Bajo este contexto, lo más relevante para los ciudadanos será no distraernos y
tener en claro la ruta que marcará el legislativo local. Vale la pena recordar que, en pocos días, varios de ellos buscarán un nuevo cargo de elección popular e incluso la reelección, figura que tiene como base la continuidad en el trabajo parlamentario. ¿Creen que valga la pena dar seguimiento a un proyecto legislativo de esta legislatura? o más bien ¿Habrá trabajo legislativo con verdaderos
resultados?.


Como dato relevante, el grupo parlamentario mayoritario en la presente legislatura en Michoacán, pertenece al partido que ha abanderado la austeridad y cercanía con los más pobres, pero en contraste, el presupuesto del Congreso lo posiciona como el cuarto más oneroso del país. Incluso si lo comparamos con el de Chiapas que cuenta con el mismo número de integrantes, la diferencia es cercana a los
520 millones de pesos, según datos del IMCO.


En ese tenor, el panorama para 2021 bien puede ser menos desastroso si se apuntala un presupuesto responsable, de avanzada y con las prioridades bien definidas. Los responsables somos todos, sociedad y gobierno, pero afortunadamente los primeros podemos calificar el trabajo de los segundos, esa es
la mejor herramienta del voto en nuestra democracia, utilicémosla con puntualidad.


Estamos en el momento preciso para que las propuestas de hoy no sean las quejas de mañana. Si queremos empleados de calidad, seamos patrones de responsabilidad, porque los empleados de los ciudadanos cobran muy bien (en promedio, según el IMCO, un legislador local en México cuesta más de 12 millones de pesos), que la coyuntura nos permita tener una mirada a largo plazo, para bienestar de nosotros y nuestras familias.

Los leo con aprecio y les deseo una feliz Navidad en sana distancia.

Continue Reading
Advertisement
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, da clic en el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies